Zero Waste para Principiantes

11:57


Hará cerca de un año que vi por primera vez una de las charlas de una chica llamada Lauren Singer, que con orgullo exhibía la basura de dos años enteros en un pequeño bote de cristal. Mi reacción fue inmediata: sorpresa, comprensión y motivación. Si una chica tan normal podía conseguir un impacto tan mínimo en el planeta, ¿por qué no iba a poder hacerlo yo?

Durante meses observé todo lo que había a mi alrededor, y me di cuenta de la enorme cantidad de plástico que usaba –y desechaba- a lo tonto. Investigué sobre los efectos de este material en los océanos, además del grave problema de la generación masiva de residuos que caracteriza nuestra sociedad actual. Me quedé de piedra.

¿Sabías que en una década hemos consumido más plástico que en todo un siglo de la historia humana? Con tantos datos abrumadores, decidí cambiar mi estilo de vida en Mayo. Llené toda una libreta con cambios por hacer, alternativas por las que optar, y recetas de productos que me ahorrarían miles de envases.

A día de hoy, puedo decir que mi basura es diminuta. Casi todo lo que desecho es papel y restos orgánicos, y aunque todavía hay algún plástico que no puedo evitar, apenas lleno una  bolsa en meses. Como he recibido varias preguntas al respecto por las redes sociales, me gustaría compartir hoy algunos consejos para desintoxicar tu vida del plástico y ser más sostenible:


En la comida



En la bebida

  • Despídete del agua embotellada y ahorra dinero con una botella reutilizable.
  • ¡Mejor sin pajita! Bebe directamente del vaso o utiliza una pajita reutilizable.
  • Lleva tus propias botellas o termos reutilizables para cafés, infusiones o batidos.
  • Compra leche o zumos en botellas de vidrio reutilizables.
  • Haz tus propias bebidas.


En la ropa

  • Compra ropa de segunda mano.
  • Repara tus prendas.
  • Intercambia ropa con amigos, familiares o vecinos.
  • Practica el upcycling con tus prendas y crea nuevos productos a partir de ellas.
  • Evita el poliéster y la mezcla de tejidos.
  • Apuesta por fibras libres de plástico como el cáñamo o el algodón.



En el hogar

  • Pásate a productos hechos de materiales como el bambú, el acero o el cristal.
  • Utiliza productos biodegradables o reutilizables, como un cepillo de dientes de bambú.
  • Haz tus propios productos de higiene con ingredientes tan básicos como el aceite de coco o el bicarbonato (desodorante, pasta de dientes, bálsamo labial, hidratante facial y corporal, exfoliantes con azúcar…).
  • Haz tus propios productos de limpieza con ingredientes tan básicos como el vinagre de manzana o el bicarbonato (jabón de limpieza, limpiador de ventanas, tónico para suelos…).
  • Pásate a champús y jabones sólidos.
  • Reconoce que necesitas menos productos de los que crees, y que un ingrediente natural puede servir para múltiples cosas.


Fuera de casa

  • Di no a productos de plástico de un solo uso, como bolsas de plástico, pajitas, vasos de café o cubiertos de plástico.
  • Lleva siempre contigo una bolsa plegable de tela.
  • Pásate a los pañuelos de tela reutilizables.
  • Ve a comprar con tus propias bolsas, con tarros, o con contenedores metálicos. No solo la comida: ¡cualquier cosa!


Mis compras semanales en el mercado local: completamente vegetales y sin plástico

Con estos consejos, ¡deberías tener un buen comienzo asegurado! Evidentemente, algunos cambios son más fáciles que otros. Es por eso que necesitas organizar bien tus compras, preparar lo que necesitas y tener muy claro por qué estás haciendo lo que estás haciendo. Mentiría si dijera que nunca me han echado alguna mirada extraña, pero en el 99% de los casos no me han  puesto ningún problema. ¡De hecho, más de una vez me han elogiado por querer cuidar del planeta!

Reducir nuestro plástico no solo ayuda al planeta, también reduce el número de sustancias tóxicas que ponemos en contacto con nuestra piel, salva la vida de miles de animales que ingieren plástico o se quedan atrapados en él, o mejora nuestra salud al no terminar en el estómago de animales que suelen acabar en el plato.

Una vez empieces, posiblemente empieces a ver plástico por todas partes. En tu baño, en tu salón, en la tienda de la esquina y entre la multitud al pasear. Lo importante es perseverar y no dejarse abrumar; ¡con pequeños pasos, a tu propio ritmo, puedes llegar muy lejos!


¿Te animas a desintoxicarte de una vida plastificada? ¿Qué cambios has hecho tú? No dudes en decírmelo en los comentarios : )

You Might Also Like

16 comentarios

  1. Muy interesante toda la entrada, creo que me repito respecto al otro comentario que te deje, pero si me lo parece te lo tengo que decir. Has dejado tantos enlaces que voy a necesitar de varios ratos de tiempo libre para ir profundizando en cada cosa que nos cuentas pero lo voy a hacer. Es increíble lo de Lauren Singer y felicidades por estar siguiendo sus pasos con tanto éxito. Yo a ver si consigo llevar una vida más organizada que me permita ir poco a poco mejorando, blogs como éste ayudan mucho. Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola de nuevo! Muchas gracias por tu comentario :D Mis primeras semanas sentí que apenas realizaba progreso alguno, pero según la situación personal de cada uno puedes avanzar más rápido o menos. Lo importante es no desistir ^^ ¡Muchos ánimos con tu propio viaje! Si alguna vez quieres charlar al respecto o tienes alguna duda, me encantará contarte mis recetas y experiencias, a ver si te son de ayuda. ¡Y descuida! En los enlaces encontrarás grandes blogs que me inspiran todos los días. ¡Mundos enteros en los que perderte! Que disfrutes xx

      Eliminar
  2. ¡Hola Khris!
    Muy buen repaso de todas las cosas que podemos hacer para reducir residuos. Como bien dices, es más fácil de lo que parece, solo es cuestión de ganas, Mil gracias por hacer eco de todas estas opciones y mil más por hacer un huequito a Nuestra tiendota de Usar y Reusar. ¡Un abrazo grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Yve! Muchas gracias por tus palabras :D Espero que más gente descubra tu súper proyecto a favor de los productos reutilizables y puedan hacer su viaje cero residuos un poquito más sencillo y divertido ;) ¡Un beso!

      Eliminar
    2. :) ¡Ayudaremos en lo que podamos! ¡Un abrazo grande, bonita!

      Eliminar
    3. ¡Que risa ver qué perfil más antiguo ha usado mi móvil para este comentario! jaja. Tendré que estar más atenta :) ¡Un beso!

      Eliminar
  3. Hola, muy interesante. El camino hacia el residuo puede parecer muy complicado, pero lo que yo creo es que una vez que empiezas ya no vuelves a ver tus compras y tu vida de la misma manera. Aunque no es algo que se consiga de forma fácil, cualquier cambio que suponga la disminución de residuos (y en consecuencia de recursos) es un gran paso en esta lucha.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Isa! Estoy de acuerdo contigo. Una vez empiezas, cambia tu perspectiva (¡yo no puedo dejar de ver plástico a mi alrededor!) y el compromiso se fortalece. Sin duda, cada pequeo cambio es un avance para el planeta : )

      Eliminar
  4. Simplemente genial! Gracias por una recopilación de ideas tan buena y por hacer un huequito en él a thisisgoood.com y a mi zapatero, visitarlo es una experiencia muy mágica y muy zero waste a la vez :)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias, Carmela! Es genial oír tus historias sobre héroes de barrio y ciudadanos que aportan luz en la oscuridad en su día a día, con humildad, trabajo y cariño. ¡Un abrazo!

      Eliminar
  5. Hola Christina!
    Reducir muy mucho el plástico de mi vida ha sido uno de los objetivos principales de este año y ha sido poniendo en práctica muchos de los consejos que das.
    Lo comparto con el mundo a través de mi propio blog:
    ecointransit.wordpress.com
    A ver si consigo inspirar a más personas y hacemos un mundo más sostenible.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Raquel!
      Muchas gracias por tu comentario. Espero que disfrutes tu propio viaje sostenible; no dudes en enviarme un mensaje si quieres compartir tu experiencia, comentar dificultades y descubrimientos, o si tienes alguna duda. En lo que pueda ayudar, ¡será un placer hacerlo!
      Nos leemos,
      Khristina xx

      Eliminar
  6. Hola! Genial las ideas!
    Lo de la leche es lo que encuentro más difícil; alguien sabe dónde se puede encontrar a granel o embotellada en vidrio por Barcelona?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias, Yaruhi! No estoy segura de dónde puedes encontrar leche a granel o en botella de vidrio, pero puedes hacer tu propia leche vegetal en casa. Yo hago leche de almendras con un par de tazas de almendras crudas y agua; se tritura todo junto y listo :)

      Eliminar
  7. ¡Muy buenos consejos!
    Llego poco tiempo intentando no usar tanto plástico pero es una cosa brutal la cantidad que aparece por todos lados. En verdad hay un montón de cosas pequeñas que podemos hacer para cuidar el planeta y que no nos cuestan nada. ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Tranquil@, el principio siempre es abrumador. Lo importante es reconocer que hay alternativas e ir haciendo cambios : ) ¡A tu ritmo! Espero que estos consejos te ayuden a progresar un poquito xx

      Eliminar

¡ESCRÍBEME!

¡ESCRÍBEME!

SÍGUEME POR CORREO

Licencia CC

Licencia CC